El 17 de septiembre un militante reaccionario del partido Amanecer Dorado asesinó al músico antifascista Pavlos Fyssas, más conocido como Killah P.
Killah P fue asesinado por su compromiso con las masas, por sus letras de apoyo y su participación en la lucha. Su muerte es un asesinato fascista, así lo comprendieron los miles de jóvenes se lanzaron a las calles a protestar y enfrentar a la policía con piedras y bombas incendiarias.
En el popular barrio de Keratsini, escenario del crimen, varios grupos de manifestantes libraron una batalla campal con las fuerzas represivas. Enfrentamientos similares se registraron también en la ciudad de Patras y de menor intensidad también ante la Dirección General de la Policía en Atenas.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor deja tu comentario!
Ingreta tu nombre aquí por favor