Publicamos la traducción de tres noticias agrarias provenientes de Brasil, las cuales son de gran relevancia internacional por reflejar el desarrollo de la lucha de clases en el campo y cómo las masas populares hacen carne que la rebelión se justifica: Ocupación de haciendas, juicio a los que han cometido crímenes contra el pueblo y la respuesta de la reacción frente a los embates de los campesinos.

Mato Grosso do Sul: Indígenas Kadiwéu ocupan hacienda en Corumbá

Los indígenas de la etnia Kadiwéu ocuparon la hacienda Bahia da Bugra, ubicada en la región de Nabileque, en Corumbá, a 426 kilómetros de Campo Grande, en Mato Grosso do Sul. El movimiento se produce desde el miércoles 22/11. Esta ocupación es una respuesta de los indígenas que exigen la demarcación de 145 mil hectáreas de esa hacienda, que tiene 12 propiedades.

Los indígenas ocuparon la región con la ayuda de una camioneta del Ibama (Instituto Brasileño del Medio Ambiente y de los Recursos Naturales Renovables). Después del levantamiento del campamento que comenzó por la Hacienda Bahía de la Bugra, los Kadiwéu han ordenado la retirada de los ganados de otras 11 propiedades con el fin de ocuparlas.

Las haciendas de ese mismo grupo también fueron blancos de ocupaciones en 2013 por los Kadiwéu. Cada vez más avanza el número de ocupantes en esa movilización en lucha por la tierra. La lucha por la demarcación perdura desde 1987 y las “autoridades” no dicen nada cuando se trata de distribuir tierras para ese pueblo, priorizando los intereses del terratenientes.

Las familias de las víctimas de la masacre de Colniza (Mato Grosso) estuvieron en la audiencia del juzgado.

Las familias de las víctimas de los trabajadores rurales asesinados en Colniza, a 1.065 kilómetros de Cuiabá, en abril de este año estuvieron en la audiencia del caso. El juez Ricardo Frazon Menegucci, comenzó a escuchar testigos, expertos e imputados, sobre lo ocurrido en la matanza de gleba Taquaruçu del Norte. Esta es la primera audiencia de instrucción y juicio de los cuatro acusados ​​del crimen.

La audiencia comenzó alrededor de las 14.00 hora de Brasilia, la expectativa era que 13 testigos fueran escuchados. Sin embargo, hasta la publicación de este reportaje, cuatro personas habían prestado testimonio.

En total, unas 30 personas estuvieron en el exterior del juzgado. La audiencia fue transmitida para que ellos pudieran asistir.

Según el Tribunal de Justicia de Mato Grosso (TJMT), durante la audiencia, que se celebrará en el Tribunal del Jurado del Foro de Colniza, se escuchará a los testigos, los expertos proporcionarán aclaraciones y, al final, los acusados ​​serán interrogados.

De los testigos previstos para la audiencia asistiran al juzgado : Ricardo Sanches, Darlan Silva de Oliveira, Marduqueo dos Santos Mateus, Elianei Gomes da Rocha y Heliovan Gomes da Rocha. En el lado de los testigos de la defensa están Leandro Machado, Ranigleice Oliveira da Silva, Fabiano Thiel, Juraci Boa Sorte Pereira, Gilberto Luiz Vicensi y Dejair Camara Erbst.

Fueron denunciados por el Ministerio Público del Estado (MPE) y que figuran como acusados ​​en el caso industria de la madera del empresario Valdelir João de Souza, de 41 años, nombrado como autor intelectual del crimen, el ex sargento de la Policía Rondônia militar Moisés Ferreira de Souza, Ronaldo Dalmoneck, Pedro Ramos Nogueira y Paulo Neves Nogueira – estos dos últimos tío y sobrino.

Según la TJMT, la defensa de uno de los demandados solicitó que dos testigos fueran sustituidos, pero el juez rechazó la petición. Por otro lado, los testigos de acusación pidieron no declarar en presencia de los acusados. La solicitud fue aceptada.

Masacre

En la denuncia, en el día de la matanza, Pedro, Pablo, Ronaldo y Moisés, bajo ordenes de Valdelir, habrían llegado hasta la Línea 15 – donde ocurrió la matanza -, usaron armas de fuego y arma blanca, ejecutaron a: Francisco Chaves da Silva, 56, Edson Alves Antunes, 32, Izaul Brito dos Santos, 50, Aldo Aparecido Carlini, 50, Sebastião Ferreira de Souza, 57, Fábio Rodrigues dos Santos, 37, Samuel Antonio da Cunha, 23, Ezequias Santos de Oliveira, 26, e Valmir Rangel do Nascimento, de 55 anos.

La motivación de los crímenes sería la extracción de recursos naturales del área. Con la muerte de las víctimas, la intención del mandante era asustar a los moradores y expulsarlos de las tierras, para que él pudiera, en el futuro, ocuparlas. En el día del atentado, los denunciados fueron reconocidos por los testigos, según el MP.

Según el MP, el grupo de exterminio recorrió aproximadamente 9 km a lo largo de la Línea 15, asesinando, con extrema crueldad, a aquellos que encontraron por el camino, sin dar oportunidad de fuga o defensa.

El campamento Marcelino Chiarello sufre desalojo en Santa Catarina

En el marco de la decisión de la jueza de la 1ª Vara de Chapecó, 180 familias son desalojadas por la Policía Militar el miércoles.

La policía Militar, con tropa de choque y caballería, cumple la orden de la jueza de la 1ª Vara de Chapecó y desaloja a las 180 familias que acampaban en el Marcelino Chiarello, en Xanxerê / Faxinal de los Guedes / SC.

A pesar del ser área pública, la jueza accedió a la demanda de la familia Prezzotto, propietaria de la hacienda.

Las familias están obligadas a salir del área a lo largo del día. La tristeza e indignación de las familias es profunda. “Sacar a la gente de aquí es sacar nuestra comida, ¿cómo vamos a alimentar a nuestros hijos?”, Gritó una moradora. “¿Y nuestros productos y nuestras plantas, y mis animales?”, Preguntó emocionada otra pobladora.

En total, hay 200 hectáreas plantadas y cientos de animales. Mientras las familias desmontan sus barracas, la caballería desfila por el área.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor deja tu comentario!
Ingreta tu nombre aquí por favor