Coordinadora 18 de Octubre en Plaza Dignidad. Imagen: Maximiliano Sobarzo.

Coordinadora 18 de Octubre

¡Libertad a los presos políticos de la revuelta!

Presos políticos, n° 89 (marzo, 2020) de Periódico El Pueblo.

La coordinadora se conforma por distintas organizaciones y personas que confluyen para enfrentar la represión de este viejo y podrido Estado, que comienza a llenar las cárceles de mujeres y hombres del pueblo que osan atreverse a protestar por su calidad de vida y las condiciones de explotación en la que vivimos.

A fines de noviembre se hace la invitación masiva afuera de la cárcel Santiago 1 y se gesta la Coordinadora, donde participan todas las personas que quieran apoyar a los presos de la revuelta, ya sean familiares, organizaciones, apoyadores, abogados, entre otras.

Al poco andar se vio la necesidad de definir una posición política general y la primera fue no sentarse a ninguna mesa con el Estado o algún ente relativo, ya sea ministerio, instituto o partido oportunista que busca ingresar a él, puesto que el Estado es el que persigue y encarcela al pueblo por tener la claridad y valentía de luchar.

Con paciencia y mucho trabajo casa a casa, calle a calle, pasaje a pasaje, se logró el contacto con más y más familiares y cuando empezaron a ver el trabajo que se desarrollaba en función de apoyar y liberar a los presos políticos se fue corriendo la voz y así llegamos a fines de febrero con 130 presos  catastrados a lo largo del país. Vale mencionar la importante labor de apoyo con otras coordinadoras de similares características que se han levantado a lo largo del país y han sido fundamentales en la articulación y conexión con las familias de regiones.

Cada actividad, cada acción, cada mitin genera más lazos, más unión y fuerza en tod@s los que trabajamos en torno a la Coordinadora 18 de Octubre, porque estamos convencidos de que LUCHAR NO ES UN CRIMEN, que sólo el pueblo puede ayudar de verdad al pueblo de una forma no asistencialista, sino de una forma que apoye la continuidad de la lucha, que la lucha es el camino que el pueblo tiene para romper este modelo de producción que lo aplasta y asfixia en todos los aspectos y etapas de su vida.

Por lo anterior, la Coordinadora no reconoce presos buenos o malos, es decir, no importa si está por saqueo, molotov o montaje; tenemos certeza de que ningún rico está preso y los narcos que tomaron presos al principio no pasaron ni dos días presos y volvieron a sus casas. Por lo tanto, el preso es el pobre, es el manifestante, es aquel que salió a la calle con el nudo en la garganta de ira a gritar: ¡basta de abusos, nos están matando a diario!

Sabemos que la lucha tiene costos, pero también sabemos que si esta lucha avanza de forma correcta con dirección clara en favor de los intereses del proletariado y el pueblo, nos espera un mañana maravilloso.

¡¡¡Si el presente es de lucha, el futuro será nuestro!!!

¡Liberar a los presos por luchar!

¡Quién se olvida de los presos se olvida de la lucha!

Desde lo más cotidiano y técnico, las personas que integramos la coordinadora decidimos participar de alguna comisión de trabajo para mantener el funcionamiento durante la semana (más información en las redes sociales de la Coordinadora):

Por esto nos organizamos en:

Comisión de catastro: busca y toma el primer contacto con la familia del preso político, llena la ficha, ve las necesidades y deriva.

Comisión de acopio: recibe los aportes y donaciones. Arma las cajas y distribuye a las familias de los presos.

Comisión jurídico–familiar: trabaja directamente con las familias, asesorando legalmente, acogiendo y conteniendo psicológicamente el entorno del preso político. Apoya en salud física y mental de la familia.

Comisión de la mujer: dedica especial atención en la situación de la prisión política femenina, sus necesidades y apoyo.

Comisión de comunicaciones: ve todo lo relacionado con la propaganda y difusión de las actividades, campañas, audiencias, afiches de prisioneros políticos, etc.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor deja tu comentario!
Ingreta tu nombre aquí por favor