Tras el lamentable incendio forestal ocurrido el día de ayer, 15 de enero en el sector de Quilpué, región de Valparaíso, se han registrado alrededor de 10 viviendas afectadas, más de 3.000 hectáreas dañadas y alrededor de siete mil personas evacuadas. Este incendio ha mostrado una vez más la solidaridad del pueblo para enfrentar la desgracia y, por otro lado, la tardía respuesta del Estado en prestar apoyo a las personas afectadas.

La noche del 15 de enero, cerca de las 22 horas en Quilpué, se comenzaron a expandir los primeros focos de este incendio, que ha dejado ver distintas situaciones. Por un lado, tenemos el daño que ha provocado el fuego en la comuna de Quilpué, y que ha generado una masiva evacuación, la que se proyecta a 25 mil personas en los próximos días. Estas familias pertenecen a los sectores de Los Pinos, Las Rosas, Teniente Serrano, Colinas de Oro y Wenceslao Vargas. En segundo lugar vemos el deficiente actuar del Estado chileno ante situaciones que afectan al pueblo.

¿Por qué decimos que es deficiente? Primero porque hay que recordar que el Gobierno de Piñera el día 30 de abril de 2020, realizó un recorte de presupuesto a Bomberos de Chile, sólo para potenciar a Carabineros de Chile con carros lanza agua.  Precisamente estos carros fueron fabricados para el combate de incendios, pero en Chile son ocupados para reprimir las manifestaciones justas del pueblo. Más aún, hubo retraso en ponerlos a disposición para ayudar al combate de dicho incendio, que hasta ahora está ocurriendo.

Lo peor es que el mal actuar del Estado chileno no queda ahí, sino que continúa. Al momento de ordenar la evacuación por la carretera, se produjeron aglomeraciones porque se continuó cobrando peaje, pese a lo crítico de la situación. 

Gracias a las denuncias y críticas a través de redes sociales, el gobierno al fin actuó (tarde como siempre) y ordenó que se levanten las barreras de peaje para agilizar la evacuación.

Como contraparte, pese a la tardía respuesta del Estado, los pobladores se apoyaron mutuamente de manera inmediata. Hubo apoyo voluntario hacia bomberos, rescate de animales y otras muestras de apoyo y solidaridad.

Pese a que aún no hay una información oficial sobre las causas, se ha denunciado que el incendio habría sido provocado intencionalmente, favoreciendo a proyectos inmobiliarios.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor deja tu comentario!
Ingreta tu nombre aquí por favor